CLAVES PARA ENTENDER A JAMES BOND

0Shares

Este reportaje se centra nuevamente en James Bond, pero en esta ocasión repasaremos brevemente, las claves que hacen de James Bond el personaje creado por Ian Fleming, diferente a todos y por el cual tanta gente ha sucumbido a sus maravillosos libros y posteriormente a sus impactantes películas.

  • Total alejamiento de los cánones preestablecidos en el género. James Bond no tenía nada que ver con los otros agentes secretos, tanto literarios como cinematográficos. Tampoco se parecía en nada a las tiras de comic donde se trataba el género igualmente.  Y evidentemente no tenía nada que ver con los auténticos agentes secretos, donde el único armamento que tenían era la pildora para matarse en caso de ser descubiertos.
  • Es la primera vez que vemos en cine un personaje bueno que se comporta igual que los malos, aquí también tenemos un elemento diferenciador importante para que sea alguién interesante y diferente, a lo visto y leído hasta la fecha.
  • Desde el primer momento el personaje de Ian Fleming aportó una nueva dimensión de la aventura, el lujo, sexo, intriga, ciencia ficción, refinamiento, machismo y sobretodo la violencia explícita. Ya vemos que es un personaje inalcanzable que nos permite soñar con aventuras increíbles sin que la emoción tenga mucho que ver.

  • Las películas están perfectamente coordinadas y dirigidas por el productor Albert Broccoli. El productor tiene mucho que ver en el éxito de la saga cinematográfica.
  • Cada película parte de un esquema casi idéntico. Basados en los libros de Ian Fleming o inspirados. Todos tienen un inicio similar y claramente delimitado, por una coreografía expectacular, es decir, se cuida la estetica del inició con jovenes y guapas mujeres con poca ropa, bailando sinuosamente ante los títulos de crédito que vienen acompañadas de la canción oficial de la película, la cual suele ser un éxito de ventas casi asegurado, con un solista o grupo conocido de la época en muchos casos, que le dan al tema un aura especial y por supuesto estos interpretes salían reforzados de esa aportación. Esas canciones hoy día son clásicos, y algunas de ellas son grandes canciones dentro y fuera de la saga Bond las cuales han brillado con luz propia.
  • La banda sonora general de las películas también es importante, creando una melodía única que les da un estilo especial y llevado a un punto de virtuosidad. La labor del compositor John Barry un clásico de los 60 que orquestaba bandas sonoras explendorosas, fue el artífice de esta mágnifica herencia musical que nos ha dejado. John Barry se encargó de hacer ni más ni menos que doce de las veinticuatro películas que se han realizado hasta la fecha. La melodía que creó ha quedado para el recuerdo y sin lugar a dudas sin esta música, James Bond sería diferente, ni mejor ni peor, pero diferente. Es envidiable la melodía y sus variaciones que han quedado para el recuerdo y es un sello de identidad que aparecen en todas las películas de la saga. Aunque la banda sonora tenga matices y las canciones creadas para cada una de las películas, sean el vehículo para presentarnos cada una de las nuevas entregas, en general el soundtrack que suena en todas y cada una de ellas es la melodía creada por el maravilloso John Barry, un compositor que lo conocemos por ser el que creó las maravillosas bandas sonoras de Memorias de Africa y Bailando con lobos entre otras muchas  más.
  • Todas las producciones de Bond tienen un sistema de trabajo, un patrón que se repite en cada film. Se contrata un director eficiente acostumbrado a dirigir por encargó sin complicarse, dígase el caso de Terence Young. Luego un guión cargado de grandes dosis de sexo, también es necesario un enemigo capaz de poner en peligro la existencia del planeta, y terminamos con muchas escenas de acción donde vemos al personaje de Bond demostrar su destreza física y su ingenio.
  • Al comienzo de la película antes de los títulos de crédito vemos un Teaser, es decir, una escena insólita, donde encontramos a James Bond en una aventura, es decir en una situación comprometida independiente del hilo argumental de la película, que acaba bien. Con el protagonista teniendo la chica guapa de turno en sus brazos.
  • La agencia secreta para la que trabajaba el personaje estaba integrada por un equipo impecable, como son M, Q y la señorita Moneypenny, que sin ellos la saga no sería igual. El más querído en las primeras entregas de la saga fue siempre “Q”, el viejo ingeniero creador de los artilugios que Bond utilizaría en la película, tarde o temprano. Es un gancho muy interesante que aportaba ingenio y grandes dosis de tecnología avanzada, que nos dejaba en vilo esperando el momento de la película en que lo utilizaría.

Es evidente que estos puntos en común, están indiscutiblemente en todas y cada una de las películas de la saga, ahora toca verlas para comprobar todo aquello que ya sabíamos pero desde un punto de vista más completo y la verdad que esta formula funciona a la perfección.

0Shares
diciembre 29, 2018